Sistemas operativos retro para Respberry Pi


Respberry Pi es un dispositivo que fue fabricado especialmente para aquellos usuarios que les gusta experimentar distintas herramientas, lo que ha hecho que con el paso del tiempo comiencen a aparecer nuevos sistemas operativos destinados para este equipo. El fin de estos diversos sistemas operativos es satisfacer las necesidades de los usuarios y que opten por el que más les guste.

Para aquellos que prefieren algo diferente y quieren cambiar el formato original, en esta oportunidad les vamos a ofrecer algunos sistemas operativos retro para que puedan instalar en tu Respberry Pi y logren entretenerse de la mejor manera.

Sistemas operativos retro para Respberry Pi

Sistemas operativos retro para Respberry Pi

Uno de los sistemas operativos que les brindamos es MS-DOS, el cual no les servirá para muchos proyectos y quizá no le vean mucha utilidad hoy en día, pero es la forma perfecta de revivir tus inicios con los ordenadores. Pueden volver a jugar a los juegos de tus antiguos disquetes. Para esto tendrán que configurar la Respberry Pi para que funcione como un emulador DOS y esto podemos conseguirlo con DOSBox.

Otro es la ZX Spectrum, un ordenador personal de 8 bits que fue lanzado en 1982, él les permite configurar todo para dejar tu Respberry Pi lista para jugar juegos retro y usar algún software antiguo.

Luego se encuentra, la Commodore 64 fue todo un éxito cuando fue lanzada, ahora pueden recrearla en tu Respberry Pi con Commodore Pi. Cabe destacar que no es un emulador sino un sistema operativo completo con soporte para dispositivos USB, acceso a la memoria RAM e incluso un modo gráfico.

Por último, se encuentra MSX lanzado por la empresa Microsoft en 1983 que ofrece incompatibilidades con algunos juegos de la época, pero permite emularlo en nuestro Respberry Pi con OpenMSX.

Estos son los mejores sistemas operativos destinada por estos dispositivos móviles, con el fin de que cada usuarios escoge el que más le agrade para sus necesidades.

Vía: Rootear






Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *